Blogia
ENOLOGIA

UNA BUENA LEVADURA

Guserbiot desarrolla la primera levadura autóctona para los vinos de Rioja Alavesa

La empresa biotecnológica vasca Guserbiot ha desarrollado la primera levadura autóctona para los vinos de Rioja Alavesa con la colaboración de la Fundación Leia y las bodegas Marqués de Riscal y Baigorri. La levadura, denominada GBiot EL 011-S, ya ha sido patentada y ha empezado a ser comercializada de cara a la vendimia de 2010.

El vino es el resultado de un complejo proceso bioquímico en el que desempeña un papel fundamental la fermentación alcohólica llevada a cabo por la levadura Saccharomyces cerevisiae, responsable de un proceso metabólico que transforma los azúcares del mosto en etanol.

Desde hace más de 20 años, la práctica totalidad de los productores de vino de las diferentes denominaciones de origen recurren a levaduras externas comerciales, importadas de países como Francia o Australia, para incorporarlas al proceso de elaboración del vino.

Estas levaduras comerciales han dado unos resultados óptimos, pero al mismo tiempo han contribuido a crear una cierta estandarización de los aromas y sabores de los vinos. Por ello, las denominaciones de origen de diferentes zonas vitivinícolas del mundo están buscando la diferenciación con respecto a la competencia, reforzando las señas de identidad de sus respectivos caldos a través del desarrollo de levaduras autóctonas.

Este nuevo producto es el resultado de 6 años de investigación en Guserbiot, que junto con A&B Laboratorios de Biotecnología conforma el grupo ABG Biotech. El proyecto ha contado con el apoyo de los programas de ayuda a la investigación, desarrollo e innovación de la Diputación Foral de Alava y del Gobierno Vasco.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres